BOLIVIA



A. DIAGNÓSTICO: 730 MIL FAMILIAS COCINAN CON BIOMASA


De acuerdo a datos del Censo Nacional de Población y Vivienda del 2012, aproximadamente 730 mil familias utilizan biomasa como combustible para cocinar.
La diversidad geográfica y cultural de Bolivia incrementa la necesidad de contar con tecnologías adecuadas a cada realidad.

B. DESARROLLO DE LAS INICIATIVAS: CONSTRUYENDO COCINAS MEJORADAS


En la década del 80, el Cuerpo de Paz construyó cocinas mejoradas tipo Lorena en comunidades rurales; en los años 90 hubo algunas iniciativas para construir cocinas metálicas y solares, pero eran muy costosas, poco eficientes y muy pesadas. Y a partir del 2006 se ha dado impulso al tema a través del proyecto de EnDev-GIZ.
Actualmente varias instituciones trabajan instalando cocinas mejoradas en diversas regiones del país. El modelo de mayor difusión es la cocina Malena.

C. AVANCES Y LOGROS: CERTIFICACIÓN DE COCINAS


Se ha logrado la instalación de más de 74,000 cocinas mejoradas. En el 2007 se creó el Centro de Pruebas de Cocinas (CPC), ente que evalúa diferentes diseños de cocinas mejoradas para su implementación en campo.
Además, se transfirió a otros países la experiencia en normalización, evaluación de cocinas y control de calidad. Para ello, existe una norma que regula el diseño de cocinas mejoradas.
Es preciso indicar que se ha podido reducir el consumo de leña como fuente de combustible para cocinar.

D. RETOS: FORTALECER EL MERCADO DE COCINAS MEJORADAS


Es prioritario lograr que la norma de cocinas sea una política de Estado.
Asimismo, es necesario que el Centro de Pruebas de Cocinas (CPC) cuente con la certificación ISO 17025.
También es importante fortalecer el mercado nacional de cocinas mejoradas de manera sustentable, la oferta de proveedores e impulsar el uso de cocinas portátiles; así como, utilizar adecuadamente los fondos del Tesoro Público en proyectos de cocinas.